Saltar al contenido

Dos empleados de Aludium dan a conocer el proceso circular de fabricación del aluminio en el colegio de sus hijos en Alicante

El aluminio está presente en numerosos objetos y estructuras que vemos y utilizamos en nuestra vida cotidiana. Conocer el apasionante proceso productivo de cómo se crea una bobina de aluminio que vemos en la fachada de un edificio, como ornamento en el interior de un automóvil o que finalmente llega a nuestra casa en forma de papel de aluminio, una lata de sardinas o un envase de cosmética o perfumería es un viaje didáctico, circular y divertido. Este trabajo es el resultado del extraordinario trabajo en equipo de casi 900 personas, las más avanzadas tecnologías y la simbiosis perfecta entre ciencia, tecnología, ingeniería, sostenibilidad, innovación y diseño.

2 de junio de 2022. Acercar la industria y el creativo proceso de fabricación de aluminio y el viaje circular del reciclaje de este material han sido algunas de las claves que dos empleados de la planta de Alicante, Alfredo Callejón, quality manager, y Miguel Ángel Cascales, operador de acabados, han trasladado a los colegios de sus hijos para dar a conocer lo que hacemos en Aludium día a día. “Nos enteramos de que en cuarto de Primaria del colegio CEU Jesús María estaban aprendiendo sobre las máquinas con la unidad de indagación ‘El progreso de la industria cambia la sociedad’ y nos pareció buena idea presentarles Aludium como una de las mayores industrias de la provincia de Alicante”, revela Alfredo Callejón que dio la charla el pasado 27 de abril.

La charla de Miguel Ángel Cascales fue impartida en el CEIP San Gabriel donde su hijo cursa tercero de Educación Infantil. “En su colegio, en el último año de ciclo, hacen una acción donde cada niño es el protagonista de una semana y una de las actividades consiste en que sus padres visitan el colegio e imparten una charla sobre sus oficios”, explica Miguel Ángel Cascales. “En la charla se hizo una breve introducción a la fábrica, qué se hace con el aluminio y cómo se utiliza y lo procesan. Se enseñaron imágenes, facilitadas por Recursos Humanos, donde los niños pudieron ver y observar las fotografías y realizar preguntas”, aclara Cascales. Por otro lado, “llevamos a la charla papel de aluminio, un bote de colonia con un tapón de aluminio y un pintalabios donde los niños entendieron a la perfección el material del que estaba hecho, identificando como era el aluminio y para que se utilizaba”, añade.

Pasión por el aluminio

La experiencia ha sido muy satisfactoria en ambas visitas. Esta acción se ha realizado en más ocasiones por miembros de la compañía y siempre resulta muy positiva y gratificante por el interés de los niños a la hora de explicar nuestra actividad y los usos de este material infinitamente reciclable. Alfredo centró su charla en “la importancia del reciclaje y en los principios básicos del proceso de fabricación del aluminio donde a los alumnos les quedó muy claro porqué Aludium es una empresa sostenible” gracias a la explicación y a los concursos y juegos que llevó a cabo en su sesión. “La charla ha sido muy enriquecedora ya que es sorprendente la capacidad de atención e interés mostrado por los niños y su implicación en el juego”, concluye Callejón.

Enseñar la pasión con la que desarrollamos nuestro trabajo a los futuros profesionales de las comunidades en las que operamos, visibilizar nuestra actividad e impulsar las carreras STEM forma parte de nuestra visión como compañía. Y si lo hacemos jugando mucho mejor. Ya lo dijo la ensayista estadounidense Diane Ackerman: “Jugar es la forma favorita de nuestro cerebro para aprender”.